Zacatecas, Zac.- Seis de los aproximadamente 74 padres de familia cuyos hijos padecen cáncer se habrían amparado legalmente, con el fin de obligar a las autoridades federales de Salud a que les proporcionen medicamentos oncológicos, que los pacientes no reciben desde hace dos años.

Sin embargo, los asesores legales les han dicho a todos ellos que, de llevarse a la Corte cada uno de los casos, éstos tomarían al menos año y medio en resolverse.

Cabe destacar que, como ha ocurrido en otras entidades del país, para el caso de Veracruz, esos paterfamilias recurrieron a los amparos judiciales con el fin de que sus hijos recibieran las medicinas, sobre todo cuando una quimioterapia para niños tiene un costo de 7 mil pesos mensuales, sin contar el resto de los medicamentos.

A pesar de que esa podría ser una razón legal suficiente para que, en Zacatecas, esos niños reciban los oncológicos, Lissette Romero, madre de uno de ellos, dijo que las cosas “no van a ser tan fáciles”.

Lissette explicó que su abogada le comentó que debe esperar, porque “el amparo fue a dar a manos del director del Hospital General”, quien les respondió que él no tenía nada que hacer.

La abogada que lleva el caso del hijo de Lissette le advirtió que el problema tomaría año y medio, justo, dijo la madre, “lo que le falta a mi hijo para tratar de abandonar las quimioterapias”.

Su hijo tiene la próxima consulta el lunes 20, sin embargo, aunque el médico le prescriba los medicamentos, “de todos modos en el Hospital General no hay modo de surtirlos”.

Ante ello, esos más de 70 papás buscarían, mediante amparo, que al menos les aseguraran las quimioterapias, mientras que el resto de los medicamentos alcanzan hasta el momento un costo de varios miles de pesos.